16:53 h. Martes, 12 de Diciembre de 2017

El Periódico de José Luis Gómez

José Luis Gómez

La formación profesional

Periodista

José Luis Gómez | 12 de Febrero de 2012

Existe una estricta y detallada agenda alemana para España que se va cumpliendo en casi todo lo que duele –reforma laboral, control drástico del déficit, ajuste financiero- y en casi nada de lo que podría ser un alivio: por ejemplo, la formación profesional.

Existe una estricta y detallada agenda alemana para España que se va cumpliendo en casi todo lo que duele –reforma laboral, control drástico del déficit, ajuste financiero- y en casi nada de lo que podría ser un alivio: por ejemplo, la formación profesional.

 Alemania no solo quiere ajustarnos las cuentas, también quiere sentar las bases de una nueva cultura profesional en España, ya que en el fondo le interesa que un país que representa el 11% del euro no le cause problemas a la moneda que, de hecho, consideran como propia en el más amplio sentido de la palabra. Curiosamente, la diligencia del Gobierno de Rajoy en aplicar una reforma laboral agresiva, según la calificación del ministro Guindos, no se aplica de momento a la reforma de la formación profesional, que de hacerse supondría toda una revolución social en España.

 ¿Qué le ha planteado Alemania al Gobierno y a la patronal CEOE? Algo muy concreto: una enseñanza profesional teórica en un 30% y práctica en un 70%, como en Alemania, cuyos porcentajes son inversamente proporcionales a los españoles. ¿Y cuál es el problema? Pues que la CEOE se niega a asumir lo que hacen los empresarios alemanes: pagar a los estudiantes, que en el caso alemán reciben unos 500 euros al mes. Dicen los empresarios españoles que no tienen dinero y que mejor que se lo piden a Bruselas. De todo esto se sabe muy poco porque al poder no le interesa que se conozcan estas cosas, si bien ya hay planes concretos para desarrollar proyectos piloto en Madrid y Barcelona, en los que podrían implicarse hasta 250.000 jóvenes.

¿Sería una revolución solo por eso? No. Como se concluyó en un seminario internacional de economía que dirigió el profesorSantiago Lago en la isla de A Toxa, también lo sería porque se invertirían las proporciones de alumnos universitarios. En Alemania son mayoría los jóvenes que estudian formación profesional, al revés que en España. Claro que en Alemania sus empresas asumen como inversión rentable la financiación de las prácticas de los estudiantes, mientras que el empresariado español, menos productivo, se pone de perfil. @J_L_Gomez

>OTR 12-02-12


 

Más acciones:
Otros autores
Facebook