17:28 h. Miércoles, 22 de Noviembre de 2017

El Periódico de José Luis Gómez

José Luis Gómez

El ruido que rodea al ajuste

Periodista

José Luis Gómez | 09 de Abril de 2012

El debate político en España es hoy por hoy solo económico, lo cual no quiere decir que sea siempre elevado. Hay mucho ruido. Sobre todo cuando se habla del ajuste, un asunto controvertido que también acelera la controversia entre el Gobierno y la Oposición, cada uno con sus argumentos, algunos solventes, otros demagógicos.
El debate político en España es hoy por hoy solo económico, lo cual no quiere decir que sea siempre elevado. Hay mucho ruido. Sobre todo cuando se habla del ajuste, un asunto controvertido que también acelera la controversia entre el Gobierno y la Oposición, cada uno con sus argumentos, algunos solventes, otros demagógicos.

¿Podría ser inferior el ajuste al presupuestado? No. ¿Podría ser diferente el ajuste? Sí. Veamos las razones. El ajuste tiene que ser el que es por imperativo de Berlín y Bruselas, y aunque Alemania y la Unión Europea fuesen un poco más flexibles, como quería Rajoy, tampoco éste hubiese podido ir mucho más lejos, ya que los mercados donde se financia España no se lo hubieran tolerado. Habas contadas, pues.

En cambio, el ajuste podría ser diferente, puesto que el Gobierno pudo haber recortado menos a costa de ingresar más, subiendo los impuestos o recaudando más, fruto de combatir mejor el fraude.


¿Quedan más incógnitas importantes por despejar? Sí. De entrada, no hay que descartar nuevos ajustes tras el verano, ya que la caída de la actividad económica, en parte debida a la falta de crédito, puede hacer inviables las previsiones de ingresos, con lo cual se podría recuperar la imposición patrimonial y aplicar el impuesto verde. De hecho, según el economista Santiago Lago, incluso aunque la recesión no vaya a más, va a ser difícil conseguir la recaudación que se estima en el proyecto de presupuestos de Montoro. Y todo ello sin considerar que el envejecimiento de la población hará que los gastos de la Seguridad Social sigan en aumento, que los procesos de inmigración no van a detenerse por mucha crisis que haya, con consecuencias también para el Estado de bienestar, y que los gastos de educación e I+D deberán incrementarse en algún momento, a riesgo de que España quede rezagada en el mundo.

¿Y la prima de riesgo? Como ya advirtió el economista jefe del FMI, Olivier Blanchard, las medidas de austeridad acompañadas de bajo crecimiento –caso de España-, lejos de reducir la prima de riesgo, terminan por aumentarla, que es lo que está sucediendo. @J_L_Gomez

>OTR 08-04-12
Más acciones:
Otros autores
Facebook